Limpieza de colon

Una mala alimentación con nutrientes de baja calidad, el stress, la falta de ejercicio, son costumbres e influencias de nuestra época que provocan desarreglos en nuestro aparato digestivo. Los desechos se van adhiriendo a las paredes del intestino grueso o colon hasta prácticamente incrustarse, impidiendo aún mas su funcionamiento normal.
El estreñimiento es solo una de sus consecuencias. Más de la mitad de la población mundial padece de este problema.
Los desechos que deben ser evacuados se fijan en el intestino grueso durante un espacio de tiempo largo. Estos se toxifican, se pudren y fermentan, siendo absorbidos de nuevo por el organismo, y en ese proceso se produce el auto envenenamiento del cuerpo y la auto intoxicación.
Los medicamentos y laxantes, cada vez más fuertes, tienen un efecto destructivo de las mucosas del intestino.
Las consecuencias de todo esto son pérdida de vitalidad, disminución de las defensas, cansancio, depresiones, falta de concentración, agresividad y estados de ansiedad.
Muchas Infecciones, reuma, afecciones cutáneas, migrañas, alergias, hipertensión, envejecimiento prematuro, etc.
«Un intestino sano es la base de un cuerpo sano»

Se necesita:

  • Bolsa de Enema
  • Café americano de grano (colado) para adultos y té de manzanilla para niños
  • En casos de hipertensión utilizar ½ cabeza grande de ajo para ½ litro de agua.
  • Agua hervida o de garrafón.

Instrucciones

(Lea todas las instrucciones antes de hacer el lavado)

  1. En adultos mezclar 4 cucharadas de café copeteadas en un litro de agua hirviendo a fuego lento por 5 minutos. o en cafetera y pasar por un colador o cedazo fino y dejar enfriar a temperatura ambiente.
  2. Si se padece de HIPERTENSIÓN (indicado por el medico) poner a hervir ½ litro de agua, agregar ½ cabeza de ajo picado a fuego lento por 5 minutos, dejar en reposo 20 minutos, colar y dejar enfriar a temperatura ambiente, hacer solo un lavado de 10 minutos y no enjuagar.
  3. En niños agregar 4 bolsas de te de manzanilla en un litro de agua hirviendo a fuego lento por 5 minutos, dejar reposar 20 minutos, pasar por un colador o cedazo fino y dejar enfriar a temperatura ambiente.
  4. Colocar la solución en la bolsa de Enema (400 ml. en adultos y 250 ml. en niños).
  5. Purgar la cánula para no introducir aire.
  6. Lubricar la cánula o dispositivo con aceite de oliva (no usar vaselina)
  7. Acostarse en el piso e introducir la cánula a 45° (figura anexa).
  8. El lavado debe hacerse cerca del baño para poder ir al sanitario rápidamente
  9. El lavado se hace en las siguiente posición:

Observaciones

  • Introducir 400 ml. de solución de café tibio, retener por 10 minutos, girar a los lados para que la solución toque todas las paredes del colon, hacer masaje en todo el colon antes de ir al sanitario a evacuar, repetir la operación por segunda ocasión y hacer un lavado de la misma manera con 400 ml. de agua limpia y retener ½ minuto.
  • Hacer una limpieza cuidadosa de la bolsa y la cánula para los siguientes 20 lavados.
  • El lavado intestinal o enema se debe hacer, preferentemente en el día, 2 veces por semana (o como lo indique el médico) en 8 ocasiones.